Argentina
Lunes, 16 mayo 2022
CHUBUT
30 de noviembre de 2021

El Gobierno presentó una denuncia penal por destrozos y muerte de pingüinos

La presentación se realizó a través de los Ministerios de Turismo y Áreas Protegidas, de Ambiente y Control del Desarrollo Sustentable, y de Agricultura, Ganadería, Industria y Comercio por medio de la Dirección de Flora y Fauna Silvestre. “Es un hecho totalmente grave”, apuntó el ministro de Turismo, Néstor García

El Gobierno presentó una denuncia penal por destrozos y muerte de pingüinos - La Tecla Patagonia

Luego de que se conociera el condenable hecho de la electrificación de un alambre lindero a una reserva de pingüinos en Punta Tombo y el aplastamiento de pozos, hecho que generó la muerte de centenares de animales, el gobierno provincial tomó cartas en el asunto y realizó una denuncia penal.
                                                   
La denuncia se realizó ayer a través de los Ministerios de Turismo y Áreas Protegidas, de Ambiente y Control del Desarrollo Sustentable, y de Agricultura, Ganadería, Industria y Comercio por medio de la Dirección de Flora y Fauna Silvestre. También se registró la apertura de un camino y la construcción de un alambrado electrificado (tipo boyeros) en el campo vecino.

“Es un hecho totalmente grave”, apuntó el ministro de Turismo y Áreas Protegidas del Chubut, Néstor Garcia. Y agregó: "el propietario del campo, que trabaja muy vinculado con el Ministerio, nos hizo saber del hecho, y designamos a un investigador que está relacionado directamente con los pingüinos, como es Pablo Borboroglu, para que nos haga un informe in situ”.

En la misma sintonía, el funcionario explicó: “Es un Área de alta densidad, que ahora está cortada en el medio por un camino, y un alambrado con energía, así que lo mejor que podíamos hacer es una denuncia penal, y que intervenga la Justicia, y en estos momentos está trabajando en el lugar la fiscal a cargo de la causa”.

Y añadió: “el alambrado estaba electrificado y con hilos hasta debajo de la zona, y esto hacia que el pingüino no pueda pasar a concretar su ciclo alimenticio. La especie cuando tiene sus dos crías, uno va a buscar alimento, el otro se queda a cuidar la cría, y es un tránsito permanente, y estaba impedido de hacer ese tránsito”.

Asimismo, García enfatizó: “Para ser más claros, con ese alambrado fragmentó la Colonia de pingüinos en plena temporada de reproducción, que es altamente nocivo para la especie, porque estamos hablando de 146 nidos con dos huevos por cada pareja, serían alrededor de 500 animales que se pueden ver afectados, más los que no puedan cruzar el alambrado, que provocan en algunos pichones su muerte por inanición”.

Según el informe presentado por Provincia, "Se constató la destrucción de un número mínimo estimado preliminarmente de 146 nidos, tanto por aplastamiento y posterior compactación del terreno, como por el depósito de material extraído con la pala sobre nidos linderos al camino. Este cálculo se obtiene de la extrapolación de la densidad de nidificación medida en terreno sobre las superficies impactadas. Se estima un total de 292 pichones muertos y/o huevos destruidos, sin poder estimar aun el número de adultos que pudieran haber resultado aplastados por las maquinas dentro de sus nidos".