CHUBUT
09/04
Massoni, en la mira por presuntos abusos de autoridad
El ministro de Seguridad, quedó señalado tras varias denuncias. Dos mujeres en Madryn, indicaron que tras ser detenidas fueron obligadas a desnudarse y a hacer sentadillas; en Paso del Sapo advirtieron sobre allanamientos sin órdenes; en Rawson, un efectivo mató a una perra. Los casos se multiplican. A esto se suma el escandaloso audio del jefe de Seguridad pidiendo "meter gente en cana"
Por Mariela Branda 


El ministro de Seguridad de Chubut, Federico Massoni, volvió a quedar en la mira luego de una serie de denuncias por presunto abuso policial durante el período de aislamiento preventivo obligatorio.

La controversial figura del funcionario todo terreno de Mariano Arcioni es objeto de denuncias luego de la viralización del audio de un alto Jefe Policial que manda “a meter gente en cana” y menciona que son órdenes del Ministro.  

Massoni tiene antecedes respecto a excesos. De hecho, Arcioni, debió desplazarlo de la Jefatura de Gabinete en noviembre del año pasado tras una brutal represión contra docentes y trabajadores estatales que reclamaban por sus sueldos. Y no fue la primera, ni la única. 

Ayer trascendió un audio que fue confirmado como real donde el secretario de Seguridad de la Policía, Paulino Gómez, le pide al jefe de la Comisaría Primera de Trelew, que salga a buscar gente para detener. “El ministro me pregunta por qué no hay detenidos en la Primera”, dice en una parte del audio enviado por Whatsapp y que se volvió noticia nacional. 

"Zabala, por favor te pido, activá en el centro ahora. Tratá de meter gente en cana", lanzó el funcionario. "El ministro me está preguntando por qué la 1° no tiene detenidos", agrega en el audio.

Gómez, que es el hermano del jefe de la Policía de Chubut, pide salir a buscar gente para detener con el objetivo de cumplir con el mandato del Ministro. "Debe andar alguien en infracción. De última lo demoran en el lugar, le hacés el acta ahí o lo llevás un minuto a la Comisaría. Sacá los pucará que si buscan, encuentran gente que ande chimangueando", remata.



(Paulino Gómez, autor del audio y jefe de Seguridad de la Policía)

Desde la oposición provincial, tanto Juntos por el Cambio como el Frente de Todos,  advirtieron sobre estas prácticas  y levantaron la voz. Las denuncias que constan en Fiscalía son contra personal policial y presentadas por las personas damnificadas o investigaciones iniciadas de oficio. En tanto, los diputados presentaron recientemente una denuncia penal contra Massoni.
 
 

Desde el MPF se dispuso una investigación de oficio luego de la difusión del audio por presunto abuso de autoridad. La misma está a cargo del fiscal, Fernando Rivarola y buscará determinar la existencia de ilícitos penales y eventualmente el o los responsables de los mismos. La resolución fue tomada en virtud de las obligaciones legales y tras las directivas del Procurador General de la Provincia, Jorge Miquelarena. 

En diálogo con este medio, el presidente del bloque Juntos por el Cambio, en la Legislatura provincial, Manuel Pagliaroni sostuvo: “Nuestro bloque desde hace ya varios días viene cuestionando el accionar del ministerio de Seguridad. Primero porque no tenía facultades para hacerlo ya que las resoluciones del ministerio son un mero trámite administrativo y no había facultades otorgadas por el Gobernador. Hubo un decreto de Arcioni firmado el 27 de marzo, que no pasó por la Legislatura y por tanto no tiene validez, en el cual le delega a Massoni estas facultades”.

El legislador agregó que le plantearon a Arcioni en la última videoconferencia, la preocupación por este tema. “Le planteamos nuestras inquietudes respecto al acciones que viene teniendo el ministerio de Seguridad pero Arcioni, fiel a su estilo, defendió la labor de Massoni. Hemos tenido varios casos de los cuales nos hicimos eco. El de las señoras en Puerto Madryn que las hicieron desnudar en la comisaría y hacer sentadillas; la de la mujer que estaba barriendo la vereda en su casa y la detienen dejando al hijo de 9 años encerrado con llaves durante tres horas a la madre se la llevaban esposada. El nene actualmente está con psicólogo por ese terrible hecho. Después otras situaciones como en la ciudad de Rawson, en Paso del Sapo; todas acciones violatorias de los derechos de las personas que pusimos en conocimiento del Gobierno y no hizo nada”, relató Pagliaroni.

“Tengo entendido que el Gobierno nacional está mirando muy de cerca estas situaciones. La propia ministro de Seguridad nacional ha manifestado preocupación por la situación de Chubut a los funcionarios provinciales. Evidentemente estamos frente a un gran autoritarismo y muchos excesos de autoridad, de mínima. El responsable es Massoni más allá que haya sido la Policía quien realizó estas maniobras”, culminó Pagliaroni. 

El diputado nacional también del espacio Juntos por el Cambio, Gustavo Menna, fue uno de los primeros en advertir sobre el accionar de la Policía provincial y del ministro Massoni desde  sus redes sociales. 
 

Consultado por La Tecla Patagonia, Menna sostuvo: “Con esta situación lo que hay que determinar es que el Ministro ha dicho que desde el inicio de la cuarentena se han producido 2257 detenciones, si esto fue así tienen que haber existido 2257 intervenciones judiciales porque en nuestro sistema las detenciones se hacen por orden judicial. En excepciones puede la Policía detener cuando hay flagrancia delictiva pero en esos casos debe ponerlos inmediatamente a disposición de la Justicia. Nosotros hemos visto que no ha habido 2257 audiencias y  los bloques opositores provinciales le han solicitado por escrito a los tres jueces que hay en la Provincia con competencia penal; al Procurador General de la Provincia y al Gobernador, el nombre y apellido de cada una de las 2257 personas detenidas; la imputación penal; el número de expediente. Todos contestaron menos el Gobernador y en las respuestas surge que no hubo ninguna audiencia y que solo 373 detenciones fueron judicializadas. Es decir que hay casi 2000 detenciones de las que no hay registro judicial, esto es muy grave y más allá de las denuncias particulares de casos, este es el punto más grave”, culminó el Diputado nacional. 

Las irregularidades de las detenciones quedaron evidenciadas en el audio viralizado y como consencuencia   desde la Asamblea Permanente por los Derechos Humanos (APDH) exigió la renuncia de Paulino Gómez, jefe de Seguridad de la Policía de Chubut como así también de su superior, el ministro de Seguridad provincial, Federico Massoni.

Desde diversos sectores políticos se expresaron en las redes por los presuntos atropellos a las libertades individuales. 
 
 
 
 
 

En Fontana 50 parece no que está pasando nada. Tanto Massoni como el gobernador, Mariano Arcioni, ratificaron a Gómez en el cargo y minimizaron los hechos

"Yo ratifico en el cargo a Paulino (Gómez). Él es el mejor director de seguridad que ha tenido la policía en mucho tiempo. Es un excelente policía. Cuando va a los barrios, ayuda a la gente que lo reconoce", sostuvo Massoni. 

En tanto, Mariano Arcioni, en conferencia de prensa sostuvo: “Estaba dando instrucciones y no tiene nada de ilegal porque estaba cumpliendo con su trabajo. No lo vamos a juzgar por su léxico. Gómez tiene mi apoyo, el del equipo. Que se quede tranquila la sociedad que el comisario seguirá cumpliendo con sus funciones de manera intachable como lo hace todos los días”.  

Consultado por La Tecla Patagonia, Massoni, se limitó a decir. “Voy a ser muy severo con aquel efectivo policial que incumpla la ley”. Ante los requerimientos de este medio sobre los presuntos abusos de autoridad en hechos puntuales denunciados y los dichos de Paulino Gómez donde manda a “meter gente en cana” por órdenes suyas, Massoni se excusó y evitó dar precisiones. Primetió un posterior llamado aclaratorio que finalmente nunca realizó. 



Algunos de los casos de presunto abuso de autoridad 

El Ministerio Público Fiscal confirmó pedido de apertura de investigación por supuestas vejaciones a dos mujeres en una comisaría de la ciudad de Puerto Madryn

"La Fiscalía de Puerto Madryn presentó en la Oficina Judicial un pedido de apertura de investigación por presuntas vejaciones. Los hechos habrían sucedido la noche del 23 de marzo en perjuicio de dos mujeres y en el baño de la propia comisaría", Jorge Miquelarena desde su cuenta de Twitter. 

Se trata de dos mujeres que fueron detenidas en hechos distintos por efectivos de la comisaría tercera de la calle Juan B Justo en Puerto Madryn.  Una de las mujeres  aseguró que  volvía del comercio en el que trabajaba y la otra refirió que había ido a recoger a su hijo de 12 años que se encontraba en la vereda. "Fuimos sometidas a maltratos por una agente que nos obligó a desvestirnos en el baño y hacer sentadillas", acusaron ambas denunciantes. 

Miquelarena recordó en su cuenta que el artículo 144 bis del Código Penal "reprime con prisión de 1 a 5 años e inhabilitación al funcionario público que con abuso privare a otro de su libertad o a quien cometiera vejaciones contra las personas, entre otros supuestos". 
 

En tanto, en Playa Unión  el pasado 26 de marzo un empleado policial se encontraba en ejercicio de sus funciones, tras ser mordido en su pierna izquierda por una perao, decidió en circunstancias en que el animal se alejaba de su persona, efectuar un disparo a la perra mediante la utilización de su arma de fuego reglamentaria.

La fiscalía de Rawson, representada por el Fiscal Osvaldo Heiber solicitó la apertura de investigación preparatoria en contra del empleado policial, tras analizar la denuncia efectuada y considerar que existen elementos suficientes para formular cargos en su contra.

Por su parte el abogado Daniel Sandoval denunció ante el Ministerio Público Fiscal de Esquel la presunta existencia de excesos policiales en la Comisaría de Paso del Sapo.

Personal policial procedió a la detención del chofer de la ambulancia de la localidad esa localidad, quien se movilizaba en su vehículo pero al ser detectado en la calle en un momento que chequeaba un desperfecto, fue privado de la libertad temporalmente cuando realizaba su actividad.

Al mismo tiempo el abogado denunció que la Policía en la misma localidad realizó ingresos a domicilios particulares sin las correspondientes autorizaciones judiciales deteniendo a personas. 

El caso de la comisario apartada en Rawson

La jefe de la Comisaría de Rawson, Laura Mirantes, fue pasada a disponibilidad luego de negarse a ingresar a vecinos que habían sido detenidos por supuesta violación de la cuarenta. Los vecinos se dirigían a una chacra de su propiedad a darle de comer a sus animales. 

Junto a Mirantes separaron del cargo al jefe de Operaciones, el comisario Marcelo Piñero, y a un oficial de la comisaría.

Según la versión oficial , Mirantes se negó a demorar a personas que fueron detenidas de manera individual en el puesto de control de la Ruta 7, en el tramo que une la localidad de Trelew con la capital provincial.
 

La denuncia penal presentada por el Frente de Todos contra Massoni 

Tal como se mencionó con anterioridad el bloque del Frente de Todos en la Legislatura, bajo la figura de Carlos Eliceche, presentó esta mañana una denuncia penal contra el ministro, Federico Massoni; el jefe de Seguridad policial, Paulino Gómez y el jefe de la Policía, Miguel Gómez.