SEQUÍA CHUBUTENSE
07/08
Finalmente el proyecto de Emergencia Hídrica ingresó a la legislatura provincial
Con el gobernador Mariano Arcioni a la cabeza, empiezan a tomar medidas para mitigar la crisis provincial. Además habrá multas para aquellos que no cumplan con el uso consciente del agua y establecieron que el Instituto Provincial del Agua ddispondrá de 500 millones de pesos para elaborar obras al respecto

Mucho se ha hablado en las últimas semanas de la delicada situación hídrica que atraviesa la provincia. Tal es así que el propio gobernador, Mariano Arcioni, había ingresado a la Legislatura el proyecto para declarar la emergencia por un año en todo el territorio. Ahora, esperan que se regule y así mitigar los efectos de la situación provincial. 

Allí se destaca, como prioridad, la necesidad de crean un Comité de Emergencia integrado por los Municipios de las cuencas, productores, diputados y representantes del gobierno. Estas autoridades serán las encargadas de tomar las medidas necesarias para ponerle un freno a la delicada situación. 

Por otro lado, se destaca que: “Todo uso de agua, ya sea por reparticiones públicas, privadas, empresas, cooperativas, municipios, comités de riego, consorcios de usuarios, etcétera, queda supeditado al control, regulación y aprobación” de las autoridades.

Otro de los puntos importantes del proyecto, es que otorga la facultad al Instituto Provincial del Agua (IPA) y al Ministerio de Infraestructura para llevar adelante todas las acciones pertinentes necesarias para “afrontar la emergencia, así como realizar todas las tramitaciones necesarias para contratar servicios y obras”.

Dentro de estas facultades, estará la de administrar el fondo especial de 500 millones de pesos destinados a obras y campañas de concientización sobre el uso responsable del agua. 

El IPA, además,  deberá instalar un sistema de compuertas para regular los caudales de agua a fin de poder controlar hacia dónde se dirigen los caudales, teniendo en cuenta que la prioridad, en todo momento, serán el uso común y el riego de la provincia.