CHUBUT
22/02
Taboada confirmó que se vacunó junto a otras 19 personas pero deslindó responsabilidades
El líder del Sindicato de Camioneros, Jorge Taboada, habló luego del escándalo por el robo de 30 vacunas del Hospital Regional de Comodoro. Confirmó que dirigentes y personal de la obra social recibieron 20 dosis pero descartó que estuvieran al tanto de alguna irregularidad. Apuntó contra la enfermera implicada y el ministro Puratich. La explicación
El líder del Sindicato de Camioneros del Chubut, Jorge Taboada, habló esta mañana en su programa de radio sobre el escándalo ocurrido alrededor del faltante de 30 vacunas contra el Covid del Hospital Regional de Comodoro.  Taboada reconoció que se vacunó como dirigente de la obra social de Camioneros junto a cuatro dirigentes más y otros quince trabajadores. En este sentido dijo que actuaron de buena fe y no sabían que la mujer responsable de la vacunación, Analía Muñoz, podía hacer algo irregular. 

“Esto arranca desde el minuto cero que comienza la pandemia. Siempre estuvimos muy preocupados por la exposición que tuvieron el personal de la obra social del sindicato de Camioneros. Cuando arranca el tema de la vacuna empezamos a hacer consultas para ver si nuestro personal de salud se podía vacunar. Este siempre fue nuestro objetivo, incluir a ese personal en un listado”, sostuvo. 

“Hasta que aparece esta señora Analía Muñoz y se presenta como una funcionaria del Hospital Regional. La conocemos porque llevó a cabo la vacunación antigripal a nuestro personal el año anterior”, agregó.

“Nos comenta, que iba a haber disponibilidad de vacunas y que nos iban a tener en cuenta. No teníamos forma de saber qué esta mujer podía hacer algo ilegal. A nosotros nos piden la cantidad que íbamos a necesitar, pedimos 20 vacunas. No teníamos sospechas que podía haber algún tipo de irregularidad. Nos piden trasladar al personal al Hospital, primero y luego se ofrece para ir a la Obra Social  a vacunar para simplificar”, expresó Taboada. 

“Esta señora nos presenta una factura donde nos cobra el servicio de inmunización. Pagamos la colocación y el traslado. Nos hicieron una factura oficial. No teníamos razones para sospechar que había algo irregular.  No estamos hablando que vacunamos a nuestros parientes, sino personal de la obra social. Se vacunaron 15 trabajadores más cinco dirigentes afectados a la obra social”, dentro de los cuales se incluyó Taboada argumentando que realiza tareas para la Obra Social y está expuesto. 

“El Ministro es el principal responsable en el contralor, la trazabilidad y la custodia de las vacunas. Me llama la atención la declaración del ministro, Fabián Puratich. Se hubieran hecho bien su trabajo esto no hubiera sucedido. Cómo se maneja con tanta impunidad esta señora Analía Muñoz, mi opinión es que no se manejaba sola. Si hubiesen existido los controles, o un criterio para vacunas, nada de esto hubiera sucedido. Pero a nosotros desde el Hospital Regional nos ofrecen las vacunas”, concluyó.